jueves, 20 de octubre de 2011

Preocuparse no es negar lo que deseás tanto, sino buscar el por qué.

No hay comentarios: