lunes, 31 de diciembre de 2012

visualizo mi tronquito lleno de colillas de cigarrillo,
quién más podría comprender el significado,
cuando hacer pequeñas colinitas de ceniza,
mientras lleno ese vacío que me rodea con algunas notas melancohólicas ,
se vuelve un simple hobbie casi inreemplazable..
en mi pequeño calendario
suspirar suena casi como belleza tras la ventana,
pensamientos aburridos, sí lo son,
enfrían mi mirada hasta dejarla poco diplomática.
Quién querría siquiera entender ,
las puertas se cierran solas sin siquiera
esperar a las campanas anunciar el toque de queda.
Son los pájaros mi cierre de página,
o mejor, la escusa perfecta
 para arrugar las hojas y abandonarlas
en su nuevo encierro impermeable
que las llevará directo a casa.



No hay comentarios: